Registro de agentes culturales

Música
Noticias
Más noticias
Consejo de Fomento de la Música Nacional

El Consejo de Fomento de la Música Nacional apoya, estimula, promueve y difunde la labor de los autores, compositores, artistas intérpretes y ejecutantes, recopiladores, investigadores y productores de fonogramas chilenos, forjadores del patrimonio de la música nacional, para la preservación y fomento de la identidad cultural.

El Consejo fomenta las actividades de personas e instituciones, que se destaquen en la difusión de la música nacional. Además, debe convocar anualmente a concursos públicos, para asignar los recursos del Fondo para el Fomento de la Música Nacional.

Integrantes

Presidente: Juan Carlos Silva, subsecretario de las Culturas y las Artes.

Secretaria Ejecutiva: María Camila Gallardo.

  • Carlos Cabezas Rocuant, representante del Presidente de la República.
  • Javiera Bobadilla Palacios, académica de reconocido prestigio en el ámbito de la música, perteneciente a universidad de la Región Metropolitana.
  • Valeria Valle Martínez, académica de reconocido prestigio en el ámbito de la música, perteneciente a universidad de región distinta a la RM.
  • René Calderón Hermosilla, compositor de reconocida trayectoria en el género de la música popular.
  • Ginette Acevedo Palma, intérprete de reconocida trayectoria en el género de la música popular.
  • Clara Parra Moreno, compositora de reconocida trayectoria en el género de la música de raíz folklórica.
  • Roberto Mario Rojas Pérez, intérprete de reconocida trayectoria en el género de la música de raíz folklórica.
  • Pablo Aranda Rojas, compositor de reconocida trayectoria en el género de la música clásica.
  • Gerardo Salazar Maureira, intérprete o ejecutante de reconocida trayectoria en el género de la música clásica.
  • Laura Fahrenkrog Cianelli, representante en el ámbito de los musicólogos o investigadores.
  • Verónica Espinoza Ulloa, representante de los productores de fonogramas.
  • Representante de los editores de música (vacante).
  • David Dahma Bertelet, representante del ámbito de la radiodifusión.
  • Carlos Valdivia Valdivia, representante del ámbito de la televisión.
  • Andrés Rodríguez Spoerer, representante de una corporación o fundación cultural privada.
  • Rodrigo Barrientos Nunes, representante de una corporación cultural municipal.

Rol y funciones

El rol del Consejo de Fomento de la Música Nacional es:

  1. Asesorar al Presidente del Consejo Nacional de la Cultura y las Artes en la definición de las políticas culturales orientadas al fomento de la música nacional;
  2. Convocar anualmente a los concursos públicos para asignar los recursos del Fondo para el Fomento de la Música Nacional en la forma que determine el reglamento;
  3. Estimular la creación de obras nacionales mediante concursos de composición en los diferentes géneros de expresión musical;
  4. Fomentar la interpretación y ejecución del repertorio de música nacional, colaborando con festivales y certámenes en los cuales se convoque a autores, compositores, intérpretes, investigadores y recopiladores nacionales;
  5. Fomentar, reconocer, apoyar y estimular las actividades de instituciones, medios de comunicación y personas naturales y jurídicas que se destaquen en la difusión de la música nacional;
  6. Apoyar a los establecimientos educacionales de nivel pre básico, básico, medio y superior en la difusión y conocimiento del repertorio de música nacional;
  7. Promover estudios y formular proposiciones para la mejor difusión del repertorio nacional;
  8. Otorgar becas para la capacitación profesional de los autores, compositores, intérpretes, investigadores y recopiladores chilenos, de acuerdo a las normas que fije el reglamento;
  9. Organizar encuentros, seminarios, talleres y otras actividades conducentes a difundir y estimular la creación y producción musical nacional;
  10. Desarrollar campañas de promoción del repertorio nacional, a través de los medios de comunicación pública;
  11. Promover el desarrollo de la actividad coral y la formación de orquestas, especialmente a nivel infantil y juvenil, en el ámbito escolar y extra-escolar, incluyendo en ellas bandas instrumentales;
  12. Fomentar la producción de fonogramas de música nacional y apoyar la publicación, promoción y difusión de dichos fonogramas;
  13. Estudiar y proponer medidas conducentes a evitar la reproducción y utilización no autorizadas de los fonogramas;
  14. Realizar las demás funciones que la Ley N° 19.928 u otras disposiciones especiales le encomienden.

Asimismo, los miembros del consejo que no sean funcionarios públicos tendrán derecho a percibir una dieta equivalente a ocho unidades de fomento por cada sesión a la que asistan, con tope de ocho sesiones por año calendario, considerando tanto las sesiones ordinarias como las extraordinarias. Esta dieta será compatible con otros ingresos que perciba el consejero.

Plan de Apreciación de la Música Nacional

Durante 2016, el Consejo de Fomento de la Música Nacional comenzó un plan piloto para la formación de las audiencias de la música creada en Chile, que contempló mediación con escolares, presentaciones musicales en establecimientos educacionales y difusión del patrimonio musical de nuestros creadores. Desde 2017, estas acciones se integrarán a las acciones estratégicas de esta institución. Conoce de qué se trata el Plan de Apreciación de la Música Nacional.

Antecedentes

Como organización, estamos enfocados a abrir nuevas oportunidades para las generaciones actuales y futuras, generando espacio a procesos que construyan comunidad, fortalezcan la democracia y aumenten nuestro capital social.

Enmarcados en el actual programa de gobierno –el cual plantea un mayor acceso a bienes culturales y al fortalecimiento de la educación pública-, el Consejo de Fomento de la Música Nacional busca a través del conocimiento y puesta en práctica de las obras de sus artistas, la formación de audiencias en el contexto de la educación formal, creando valor público[1], garantizando sus derechos, satisfaciendo sus demandas y prestándoles servicios de calidad, fomentando que nuestros niños/as y adolescentes a través de la valoración de nuestra música valoren y disfruten de las artes creadas por artistas chilenos.

En correspondencia con su misión institucional, el Consejo de Fomento de la Música Nacional invita a las instituciones de educación formal a aumentar cuantitativa y cualitativamente la oferta de contenidos musicales en sus programas a través del desarrollo de programas de educación artística musical, que permitan elevar el capital cultural de los niños/as y su entorno. Junto el refuerzo de valores como el disfrute, la comprensión y confianza en los otros, el objetivo de este plan estratégico promueve fortalecer los aprendizajes creativos a partir del desarrollo de proyectos y actividades de mediación cultural[2] artística -en adelante, “mediación”- destinadas a niños/as y jóvenes en edad escolar.

Para la implementación de la segunda etapa del Plan de Apreciación de la Música Nacional, contamos con el resultado de las encuestas aplicada directamente a los niños y niñas y sus profesores. Se suma, además, la publicación de la Política Nacional del Campo de la Música 2017-2022 y sus correspondientes medidas. Por tanto, esta segunda fase será un Plan con mayor inclusión social, participación, territorialidad, equidad y diversidad cultural.

Objetivo General de la Política:

“Implementar, con base en lineamientos conceptuales sólidos y precisos, un conjunto de acciones estratégicas que articulen  a los actores participantes del proceso cultural en la música: Estado, Sector Privado y Sociedad Civil, y permitan hacer frente de manera realista y responsable a las carencias, necesidades y desafíos más relevantes que hoy presenta el desarrollo de la música chilena en sus diferentes géneros, en vistas a impactar positivamente tanto en el ámbito de la actividad musical profesional, como en el ámbito del goce y acceso al patrimonio musical chileno por parte de todos los habitantes del país.”

Cobertura territorial:

Para el año 2017, el Plan de Apreciación de la Música Nacional tendrá una mayor cobertura. Frente a las seis regiones donde se realizaron acciones en 2016, en 2017 se abarcarán 10 regiones: Arica y Parinacota, Tarapacá, Antofagasta, Valparaíso, Metropolitana, Maule, Biobío, Araucanía, Aysén y Magallanes.

Las obras musicales que son mediadas en los establecimientos educacionales son seleccionadas entre los proyectos beneficiarios del Fondo de la Música y de otras modalidades como la Línea de Apoyo a la Circulación de Música Nacional (Ventanilla Nacional) y Ventanilla Abierta Internacional.

Público Objetivo:

Esta segunda etapa comprenderá niños y niñas del país en etapa escolar, de establecimientos educacionales municipales, que cuenten con horas de educación musical entre 1° básico y 1° medio.

[1] Generamos “valor público” cuando damos respuesta a problemas relevantes de la ciudadanía, cuando se abren nuevas oportunidades para las generaciones actuales y futuras y cuando generamos proceso que constituyen comunidad, ciudadanía, democracia y capital social.

[2] Mediación cultural: Es uno de los mecanismos distintivos del desarrollo humano, de acuerdo a la teoría psicológica histórico-cultural introducida por Lev Vygotski, quien observó cómo las funciones mentales superiores se elaboran mediante interacciones sociales con personas significantes en la vida del niño, particularmente con parientes pero también con otros adultos. Mediante esas interacciones, el niño en su cultura accede a aprender los hábitos de la mente -del espíritu- incluyendo los patrones de discurso, el lenguaje escrito u otros conocimientos simbólicos, y mediante todo lo cual el niño derivará significados que afectarán a la construcción de su propio conocimiento.

 

Iniciativas
Publicaciones
Más publicaciones
Orquesta de Cámara de Chile | Suite de 31 Minutos
Más videos