Agrupación cultural entregó ‘llaves’ a ministro Cruz-Coke para continuar con los trabajos en la ex Cárcel

Por medio de este acto simbólico, la Corporación Cultural de Valparaíso que reúne a los artistas que aún continúan en el recinto, se comprometió a salir en horas de la tarde, según el acuerdo logrado hace unos días. Además la agrupación recibió 6 millones de pesos del Consejo Nacional de la Cultura, 15 millones por parte de la Intendencia Regional, y la autorización de la Municipalidad de Valparaíso para ocupar el auditorio Manuel Guerrero del cerro Barón.


Actualmente hay 15 % de avance, y el plazo de entrega de la obra está programado para mediados del 2011. En la oportunidad, el ministro de Cultura, Luciano Cruz-Coke, junto al seremi de Obras Públicas Pedro Sariego y miembros de la agrupación cultural, realizó un recorrido por las dependencias que ocupaban los artistas y que serán demolidas para continuar con los trabajos de construcción del futuro Parque Cultural de Valparaíso.

El ministro Cruz-Coke manifestó que «estamos contentos de llegar a un acuerdo con los artistas del Cerro ex Cárcel, por cuanto encontramos un lugar donde se podrán trasladar provisoriamente mientras se desarrollen las obras. En este sentido, una vez que las obras terminen, los artistas volverán a ocupar este lugar; y en esto quiero ser muy claro y taxativo, porque este proyecto emerge de la comunidad y nosotros vamos a ser respetuosos de ello. Estamos felices por este logro que se obtuvo entre los artistas, el Consejo Nacional de la Cultura, la Intendencia y la cooperación de la Municipalidad de Valparaíso».

Asimismo, Daniela Misle, presidenta la Corporación Cultural de Valparaíso dijo que «Quedamos conformes, porque fue una solución que trabajamos en conjunto. Iremos a un lugar donde podremos seguir desarrollando nuestra actividad, instalaremos una carpa de circo en el cerro Barón y desarrollaremos actividades culturales, artísticas y sociales, donde todo el mundo tenga cabida, ya que son vecinos y niños lo llamados a hacer uso de los espacios».

Las obras, una estructura de 10 mil metros cuadrados en un terreno de 2,5 hectáreas, contemplan la construcción de edificios administrativos, talleres, teatro, salas de exposiciones y servicios comunitarios, que representan una inversión total de $7.216 millones. La iniciativa está liderada por un directorio interinstitucional presidido por el Consejo Nacional de la Cultura y Las Artes.

Esta es la segunda iniciativa de Gobierno más importante de este tipo, después del Centro Cultural Gabriela Mistral de Santiago. La explanada sobre la que se construirá el centro cultural registra una historia de antigua data. Durante la Colonia sirvió de barraca militar y acogió la construcción de un polvorín. Más tarde fue elegida para el levantamiento de la cárcel de la ciudad.

Volver arriba