Diversidad de miradas en segundo encuentro regional del Plan Nacional de la Lectura

Actores de diversos ámbitos del espectro cultural de Tarapacá se reunieron en torno a la formulación de una política regional de lectura, enfocada en la problemática y necesidades territoriales.

La directora del Consejo Nacional de la lectura y las Artes de Tarapacá, Milisa Ostojic Soto, encabezó el segundo encuentro regional del Plan Nacional de Lectura, el cual se realizó en el Hotel Diego de Almagro en Iquique. En la actividad participaron diversos actores regionales del mundo de la cultura con el propósito de trabajar los lineamientos del plan regional para fortalecer la articulación del Plan Nacional de la Lectura 2015 – 2020.

La directora de la cartera de Cultura valoró la gran convocatoria del evento, así como la participación activa de los convocados. “Nos damos cuenta que los actores relevantes en el tema del fomento a la lectura quieren participar generando instancias de diálogo y discusión con propuestas. Es lo que buscamos levantar en esta oportunidad y así desarrollar un plan regional de lectura que obedezca a nuestras necesidades, territorio y que de aquí al corto, mediano y largo plazo, pueda rendir fruto  y volver un poco a recuperar la pasión y el cariño por leer”, declaró.

La actividad se realizó en el marco del Plan Nacional de la Lectura, que consiste en una articulación interinstitucional de entidades públicas y privadas y la participación de actores y sectores diversos en acciones que derivan en el establecimiento de compromisos y programas en conjunto que buscan lograr la mayor cobertura territorial posible, que proyectan ámbitos de acción transversales y visibilizan las iniciativas locales de fomento de la lectura.

Participación

El dramaturgo Guillermo Ward consideró que la variedad de miradas enriqueció el dialogo ciudadano el cual aportará a bajar las políticas nacionales a la realidad regional. «Para llegar a buen puerto en esta materia hay integrar a la familia y a la comunidad, además de hacer esfuerzo para reducir la brecha que hay entre la educación parvularia y la básica”.

Para el poeta Jorge Saavedra la iniciativa es muy positiva. “Existe una necesidad urgente de lectura, porque estamos creando una sociedad que no tiene opinión, que es ciega, sorda y muda”. En tanto, para la también poeta Cecilia Castillo es necesario terminar con los prejuicios entorno a las nuevas tecnologías: “debemos entender que las nuevas generaciones no necesariamente leen en un libro de papel  y no necesariamente leen literatura, que pueden leer también otras cosas”.

La directora de vinculación de la Unap y consejera regional de Cultura, Lidia Osorio, consideró que la alta participación es muy importante. “Es un momento trascendental si queremos hablar de manera seria de lectura, puesto que  es la base si queremos hacer una  transformación en la educación”. La académica también acotó la necesidad de dotar espacios para otros segmentos de la población: “como los adultos mayores que requieren medios y espacios, y que estos sean adecuados para que la gente lea más”.

Volver arriba