Plan Nacional de la Lectura entrega lúdicas herramientas pedagógicas a futuros docentes en la región del Biobío

La actividad, que reunió estudiantes de Pedagogía de los niveles de Educación Parvularia, Básica y Media, de las universidades del Bío Bío y San Sebastián, contó con la participación de destacados profesionales de Colombia, Argentina y Chile.

La Mesa Ciudadana del Plan Nacional de la Lectura congregó en Chillán a más de 100 futuros profesores de educación parvularia, básica y media para desarrollar el Seminario Internacional de Animación Lectora. La actividad se inserta en la estrategia del Plan Nacional de Lectura, programa impulsado por el Consejo Nacional de la Cultura y las Artes en conjunto con el Ministerio de Educación y la Dibam, cuya finalidad es fomentar el hábito lector en los jóvenes.

Durante el 24 y 25 de septiembre, en el Salón Prat, de la Gobernación del Ñuble; y en la Escuela Artística Claudio Arrau, respectivamente, se desarrolló del seminario vinculado al Proyecto de Voluntariado de Animación Lectora (VALE), en el cual participan estudiantes de la Universidad del Bío Bío y la Universidad San Sebastián.

La Directora Regional del Consejo de la Cultura, Marcia Orellana, explicó que “en términos generales, el propósito principal que tiene esta actividad es superar las brechas y los bajos índices de lectura, sobre todo en la actual generación de jóvenes. Este seminario apunta a capacitar a estudiantes de pedagogía, quienes trabajarán como voluntarios, con alumnos y alumnas de enseñanza básica y media. Quiero destacar que estos jóvenes cumplirán un rol fundamental en esta medida presidencial, cuya misión es generar un acercamiento a la lectura de manera lúdica y avanzar en la compresión lectora en niños y niñas de la Región del Biobío. Sólo en la provincia de Ñuble, los voluntarios de animación lectora estarán en 17 comunas, cobertura que será ampliada en un futuro cercano. Esta práctica, además, ampliará los conocimientos para la labor pedagógica que deberán asumir los estudiantes una vez que ejerzan su profesión”.

En este sentido, el Vicerrector de la Universidad San Sebastián Sede Concepción, Sergio Castro precisó que “para nuestros futuros profesores  es muy relevante ser parte de los primeros mediadores de la lectura de nuestra región. Este hecho cobra un significado especial en nuestra casa de estudios, porque Chile tiene una fuerte necesidad de gestores culturales, de ahí que nos llena de orgullo contar con jóvenes que, en un futuro próximo, podrán contribuir a la cultura del país y, a fomentar un ámbito poco valorado por las nuevas generaciones. Fomentar la lectura es contribuir en forma concreta a enfrentar parte de las deficiencias de nuestro sistema educacional”.

Nicol Romero, estudiante de pedagogía y lenguaje, considera muy innovador el programa porque aborda tanto aspectos teóricos como prácticos. Entonces, “conocer un poco más sobre la literatura infantil me pareció muy interesante, porque es algo que nosotros podremos aplicar también en los colegios. Cuando comenzó este seminario se plantearon cosas que parecían imposibles, como llevar esta literatura infantil a los liceos de sectores vulnerables, donde es difícil trabajar estos temas. Pero acá, con estas técnicas que nos han enseñado se demuestra que se puede. Hemos aprendido mucho”, sentenció.

El seminario contó con la presencia de importantes especialistas, quienes dictaron varios talleres. Uno de ellos es Manuel Peña (Chile), que dictó cátedra sobre los “Clásicos imprescindibles de la literatura infantil”; “Actuales corrientes de la literatura infantil” y “Técnica y uso del Kamishibai en la escuela”.

Cesar Parra, de la Compañía de Teatro Vagabundo de Chillán, realizó el taller «El teatro de títeres en la escuela», como una estrategia entretenida para motivar el gusto por la literatura y los cuentos. Por su parte María Graciela Bautista (Colombia) expuso sobre  “Promoción y animación a la lectura” y “Criterios de selección, evaluación y uso de diferentes tipos de libros en la escuela”, mientras que  Claudio Ledesma, de Argentina, desarrolló un lúdico taller  sobre la narración oral, denominado “Cómo contar cuentos a los niños” y “Cuentacuentos: la narración oral, una herramienta pedagógica”.

Volver arriba