Ministro Cruz-Coke llama a trabajar unidos para el desarrollo de la industria audiovisual

«La mejor manera de fomentar nuestro sector audiovisual, la forma en que nuestra cultura se logra posicionar bien a nivel internacional, y el modo de atraer inversión cinematográfica extranjera, es trabajar unidos como industria». Ese fue el llamado que hizo el Ministro de Cultura, Luciano Cruz-Coke, en la ceremonia de despedida de la delegación chilena que viaja próximamente a la 64° Versión del Festival de Cannes 2011, que se realizará entre el 11 y el 20 de mayo próximos.

Este año la película Bonsái, de Cristián Jiménez, representará a Chile en la Selección Oficial «Un Certain Regard» del Festival de Cannes. Al respecto, el Secretario de Estado, manifestó que este tipo de distinciones, como también lo ocurrido con el premio Goya para el film La Vida de Los Peces, llena de orgullo y esperanzas al Consejo de la Cultura, y compromete aún más el trabajo con la industria audiovisual chilena.

«Estamos creando un incentivo de manera tal que las salas de cine puedan exhibir películas nacionales. También estamos buscando las instancias que hagan amigable la inversión cinematográfica en nuestro país. Esperamos que estas iniciativas rindan los frutos que realmente el cine chileno merece. Tenemos muy buenos directores y actores; capacidad de producción, evocadores paisajes, pero necesitamos mantener este esfuerzo en forma sostenida y materializarlo, entre otras cosas, también en esta misión a Cannes que- como Consejo de la Cultura- seguiremos apoyando», enfatizó Cruz-Coke.

La actividad se realizó en la residencia de la Embajadora de Francia en Chile, Maryse Bossiere. Participaron miembros de la delegación chilena que viajará a Cannes y representantes del sector audiovisual nacional.

Volver arriba