Ministro Ampuero reabre histórica iglesia de Valparaíso

Se realizó la entrega oficial de las obras de reconstrucción en la Iglesia Sagrado Corazón de Jesús, restaurada con el apoyo del Fondo para el Patrimonio Cultural del Consejo de la Cultura.

Muchas veces oculta a la mirada de los visitantes y alzada a los pies del cerro Larraín de Valparaíso, en pleno Barrio El Almendral, la Iglesia Sagrado Corazón de Jesús fue construida entre 1899 y 1901, constituyéndose como la más antigua de la ciudad puerto, y declarada Monumento Histórico en 2003. Sin embargo, el terremoto de febrero de 2010 la azotó firmemente y obligó una intensa restauración, cuyas obras fueron entregadas oficialmente esta mañana, en una ceremonia que contó con la presencia del Ministro de Cultura Roberto Ampuero, el obispo de Valparaíso Gonzalo Duarte y autoridades locales.

El Ministro Ampuero destacó que “ha llegado por fin el día en que los miembros de la comunidad de Valparaíso ven finalizada la reconstrucción de este querido templo centenario. Fue tras el último gran terremoto (febrero de 2010) que iniciamos un proceso de restauración que develó varias sorpresas: el descubrimiento de policromías en los muros y pan de oro en las columnas, además de un Vía Crucis pintado en 1904 en los muros del templo. Todo esto se encontraba oculto bajo varias capas de pintura, las cuales providencialmente se conservaron en buen estado, acaso por mandato divino. Esto ha sido algo verdaderamente especial, ya que no sólo se recuperó y reforzó la estructura de esta iglesia, sino que además se recuperó una parte importante de su antiguo esplendor”.

El total de las obras entregadas corresponde a dos proyectos apoyados por el CNCA para la restauración de la iglesia perteneciente a la orden de Los Jesuitas, equivalentes a un total de 240 millones de pesos ($120 millones por iniciativa). En las primeras prospecciones realizadas el 2011 se descubrió que el 100% del interior del templo tenía acabados bajo la capa gris, tras lo que alrededor de 30 personas trabajaron durante un año para sacar la pintura, la mayor parte con un bisturí.

El segundo fondo (2012) permitió centrarse en trabajos del exterior del templo, con miras a recuperar su aspecto original: se recuperó el blanco, gris y verde. Además se trabajó en la consolidación de la torre campanario y la reparación de su reloj, pero sobretodo en el rescate de 16 vitrales, con lo que ésta recuperó la luz y el color.

Los trabajos de restauración de la iglesia jesuita fueron liderados por la Fundación Procultura  y ejecutados por el Centro de Restauración CREA.

El obispo de Valparaíso destacó que “hemos restaurado varios templos en la ciudad y todavía faltan muchos más. Pero hoy estoy particularmente contento, yo nací y viví en este barrio, he vivido casi siempre en Valparaíso y ésta fue la iglesia de mi niñez y juventud. Estoy feliz de verla restaurada, por eso agradezco al Estado y a la Compañía de Jesús por su labor en esta restauración”.

Fondo para el Patrimonio Cultural

El Fondo Concursable para el Patrimonio Cultural, iniciativa nacida bajo el alero del exitoso Programa de Reconstrucción Patrimonial creado el 2010 para enfrentar las pérdidas causadas por el terremoto del 27/F, se consolida como un fondo permanente y abierto a la ciudadanía, y tiene como objetivo apoyar la recuperación, restauración e intervención de inmuebles patrimoniales de dominio público o privado, que hayan sufrido daños por el paso de tiempo o eventos de la naturaleza.

Entre el 2010 y el 2012, se han apoyado 92 proyectos (37 de ellos correspondientes a iglesias) con una inversión de parte del Consejo de la Cultura casi $7 mil millones. Próximamente se darán a conocer los proyectos seleccionados de la edición 2013.

Volver arriba