Ministra de Cultura asiste a presentación de libro sobre apoyo de Embajada de Italia a refugiados políticos

Piero de Masi, el autor de “Santiago”, era el primer secretario de la sede diplomática durante la etapa inicial de la dictadura militar. Claudia Barattini aseguró que la obra hace una contribución enorme al rescate de la memoria de Chile.

Con la presencia de la ministra de Cultura, Claudia Barattini, y el embajador de Italia en Chile, Marco Ricci, el diplomático italiano Piero de Masi presentó su libro “Santiago”.

De Masi era el primer secretario de la Embajada Italiana durante la etapa inicial de la dictadura militar y su obra, publicada por la Editorial Pehuén, reconstruye los acontecimientos más destacados de ese período y el espíritu de solidaridad que inspiró la decisión de acoger en la sede diplomática a centenares de refugiados políticos.

Durante la presentación del texto, que se desarrolló en el Centro Cultural GAM, la Ministra Barattini destacó el valor testimonial de esta obra. “La lectura de este libro se agradece pues nos obliga a un camino de memoria indispensable para nuestro país y que recupera un pedazo de historia que determinó la relación entre Italia y Chile hasta nuestros días”.

En la ocasión, la autoridad también recordó que su familia fue una de las que recibieron refugio en la embajada de Polonia y que luego vivió en Italia, nación que la marcó para siempre: “crecí en un país en el que la creación y el acervo cultural eran fundamentales para la identidad, y donde sin estos componentes no se concebía un desarrollo material. Si luego dediqué mi vida a la gestión cultural y a la promoción de las artes, fue porque la cultura italiana nos acogió, y se hizo parte natural de nuestra vida”.

Por su parte, el autor aseguró que la presentación de su libro es “el cumplimiento de una tarea que me di a mí mismo al escribir este testimonio. Era para mí un compromiso que tenía con Chile, porque sentía que le debía algo. Empecé este trabajo hace algunos años, lo que me permitió escribir sin la pasión del primer momento, porque cuando volví a Italia, en 1974, quería escribir pero decidí no hacerlo porque sentí que era demasiado pronto y estaba lleno de cosas que pasaron”.

“Santiago” fue presentado por la escritora y periodista, María José Viera-Gallo, quien manifestó que “‘Santiago’ no es un libro sobre el exilio, sino sobre todo lo que antes –por suerte- lo hizo posible. La acogida de un gran número de asilados por parte de la embajada italiana a cargo, por circunstancias que aquí lo explican, del autor del libro, Piero De Masi. El libro puede leerse como el diario de un valiente diplomático en tiempos violentos o la travesía colectiva de cientos de asilados sin –hasta ahora- de un narrador fiable para contar su historia”.

Otro de los presentadores, el músico Horacio Salinas destacó que el libro da cuenta de la generosidad italiana con Chile. “Las embajadas parecieran ser, si son auténticas, un fiel reflejo del espectro humano y político del país que representan, porque eso fue lo que pudimos comprobar quienes fuimos acogidos por los italianos”.

Por su parte, la Ministra Barattini, relató que el libro “se centra en el primer año, los meses de tensión que resultaron de albergar a perseguidos políticos en la residencia del embajador sin tener aún claro cómo poder sacarlos del país, sin tener la certeza siquiera que Italia misma podría recibir a estas personas. Sin embargo todos sabemos que el fragmento de la historia de estas personas que relata el libro es solo el comienzo”.

El lanzamiento de esta obra culminó con una presentación  de Inti Illimani histórico, agrupación liderada por Horacio Salinas.

Piero De Masi ha pasado su vida profesional en el Servicio Diplomático Italiano, alternando períodos de servicio en el Ministerio de Relaciones Exteriores de Italia y en sedes diplomáticas y consulares de países como Francia, Sudáfrica, Chile, Checoslovaquia, España, República Democrática Alemana, Namibia, Estados Unidos y Países Bajos.

Fue embajador en Windhoek en Namibia entre 1990 y 1996 y más tarde fue Cónsul General en Boston. En el Festival de Cine Latinoamericano de Trieste en 2011, el diplomático recibió el Premio “Salvador Allende” por sus valientes acciones para proteger los derechos humanos y la democracia en su servicio a la Embajada italiana en Chile. Este galardón también se le otorgó al diplomático de ese país Roberto Toscano.

Volver arriba