Rockódromo inaugura con la poesía de Raúl Zurita y la edición más multitudinaria de su Noche en los Balcones
  • Cerca de ocho mil personas asistieron al primer día de actividades del festival organizado por el Consejo Nacional de la Cultura y las Artes (CNCA), a través de Escuelas de Rock y Música Popular, desde hace 14 años en Valparaíso.

  • El Parque Alejo Barrios ya se prepara para dos jornadas masivas con nombres como La Floripondio, Camila Moreno, Moral Distraída y Chancho en Piedra en el cartel de este sábado y domingo.

Poesía y alturas, juventud y trayectoria, rock y formaciones clásicas: la primera jornada del festival Rockódromo se vivió este jueves en Valparaíso y fue un resumen de la diversidad con que la edición número 14 del festival porteño ya vive sus cuatro días de música, con una programación que se extenderá hasta el domingo 4 de febrero y que reúne a más de 60 bandas, solistas y agrupaciones en distintos puntos de Valparaíso.

Rockódromo es organizado por el Consejo Nacional de la Cultura y las Artes (CNCA) a través de su programa Escuelas de Rock y Música Popular y en su día debut, tres escenarios reunieron a cerca de ocho mil personas: al mediodía, “Rock & Poesía” en la Plaza Mena con el Premio Nacional de Literatura Raúl Zurita y la banda González y los Asistentes; el Guaguódromo en el Parque Cultural de Valparaíso; y la más multitudinaria, la Noche en los Balcones, engalanada para la ocasión para celebrar los diez años desde su primera versión.

“Esta noche en los balcones es mágica, se produce un efecto entre Valparaíso y sus creadores y un homenaje a Nicanor Parra con tres de los cantautores más importantes del momento en Chile. La invitación es para que disfruten hasta el domingo del parque Alejo Barrios con sus tres escenarios simultáneos y de todas las actividades de mediación e industria que se desarrollan como parte de este festival público”, comentó el ministro de Cultura, Ernesto Ottone.

Ciudad musical

“La Noche en los Balcones: 10 años” comenzó celebrando la obra del recientemente fallecido poeta Nicanor Parra, cuando a las 21.00 horas, se escuchó la voz del Premio Cervantes recorrer la Plaza Aníbal Pinto, tras una bienvenida musical a cargo de la Comparsa la Gritona, recién llegada desde el escenario “Guaguódromo” en el Parque Cultural de Valparaíso.

Y para dar la partida a la música desde las alturas, la primera sorpresa fuera programa: Raúl Zurita y González y los Asistentes aparecieron desde el tercer piso, sentando una potente antesala a las actuaciones de Chinoy, Nano Stern y Anita Tijoux, cada uno alternándose turnos para cantar. Pasadas las 22.00 horas, “La Noche en los Balcones: 10 años” se consagraba como su edición más multitudinaria, con cerca de 6 mil personas reunidas en la Plaza Aníbal Pinto.

“Estuvimos hace diez años con Chinoy y Manuel García, y ojalá que sean 20, 30, 50 años los que viva La Noche en los Balcones”, compartió Nano Stern desde su balcón, en medio de una cita que marcó cumbres como la colaboración de Stern y Anita Tijoux en “Mi verdad”, y la Plaza Aníbal Pinto cantando a coro “Clara” de Chinoy. La Noche en Los Balcones terminó cerca de las 22.40 horas.

Sobre el homenaje a Nicanor Parra, Raúl Zurita afirmó: “Fuimos amigos durante 50 años, lo quise mucho, no podía sino partir con un recuerdo de él y lo que hizo este Rockódromo es una gran ocasión”. El autor de “Anteparaíso” se mostró entusiasmado con el desarrollo de su faceta rockera: “Ha sido muy bueno. Es un trabajo sin concesiones, donde yo hago lo que tengo que hacer y ellos (González y los Asistentes) hacen lo que tienen que hacer. Nos entendemos perfecto, nadie transa”.

De plan a cerro, de cerro a plan

El primer día de Rockódromo 2018 también reservó espacio para los más pequeños: el Guaguódromo –que desde hace tres años se realiza en el Parque Cultural de Valparaíso-  recibió a cerca de mil 500 asistentes al Parque Cultural de Valparaíso. Color, música y juegos, todo en torno a una tarde animada por el Payaso Chumbeque y que contó con las presentaciones de La Lechuga Mecánica y los Cabrócolis, Diana Reds and Family For Children, la Orquesta Infantil y Juvenil de La Matriz y Comparsa La Gritona. Ésta última fue la encargada de guiar a los asistentes del Guaguódromo, bajando desde el Cerro Cárcel hasta la Plaza Aníbal Pinto, cerca de las 20.00 horas.

Poe la mañana, la partida del festival ocurrió en la Plaza Mena del Cerro Florida. Pasado el mediodía, Raúl Zurita junto González y los Asistentes se presentaron con un concierto de una hora y frente a cerca de 300 personas.

“Es el Rockódromo más ambicioso en los 14 años de este festival, porque tiene más de 60 bandas y solistas de Arica a Magallanes, con cinco países invitados. En Alejo Barrios van a haber tres escenarios desplegados, con áreas de comida, desde las 14.00 horas a hasta la medianoche, y nos hemos puesto altos estándares de seguridad y aseo”, contó el Secretario Ejecutivo del Consejo de Fomento de la Música Nacional y director del festival, Cristian Zúñiga.

A la misma hora, en Centex se vivía una conversación en torno al libro “Los elementos. Voces y asedios al grupo Congreso”, que reunió al autor y también a varios integrantes de la histórica banda oriunda de la Región de Valparaíso.

Además, en el Parque Cultural de Valparaíso se vivió la primera jornada de trabajo de la programación paralela sobre industria y ciudad musical. “Rockódromo Industria – Valparaíso Musical” ofreció talleres centrados en composición, producción y gestión musical, en una programación que continúa este viernes en el Teatro IPA con conferencias internacionales dedicadas a la promoción y postulación de Valparaíso a la Red de Ciudades Creativas de la Unesco como Ciudad Musical.

Todas las actividades de Rockódromo 2018: Tierra de Músicos son con entrada liberada, mientras que las instancias de “Rockódromo Industria: Noches de Showcase” -las cuales cuentan con aforo limitado- serán gratuitas para los participantes e inscritos en las actividades de “Rockódromo Industria: Valparaíso Musical”.

La programación completa puede revisarse en:

Volver arriba