Público llenó las butacas para homenajear al cantor porteño Jorge Farías

Cuarta jornada de Rockódromo 2013 contó con la presentación de 15 bandas que tributaron al popular intérprete, en un emotivo encuentro de distintos estilos y generaciones.

Las versiones en salsa, ska, punk y rock de los boleros más clásicos de Jorge Farías rotaban por el escenario del Teatro Municipal de Valparaíso en la voz de 15 bandas porteñas, mientras el público que repletó las butacas del recinto aplaudió y coreó cada una de ellas. Así se vivió la noche de miércoles el homenaje al intérprete de “El bazar de los juguetes”, en una emocionante velada que mezcló los más variados estilos y generaciones, como parte de la cuarta jornada del Rockódromo 2013.

Patricio González, director de las Escuelas de Rock del Consejo de la Cultura, organizadoras del evento, destaca que “a la gente de Valparaíso le gusta la música y disfrutar de estos espacios. Aquí se produjo un cruce histórico entre el bolero y el rock, dos tradiciones porteñas con el “Negro” Farías por un lado y las bandas locales por el otro, y el público respondió con un comportamiento ejemplar”.

Los encargados de abrir los fuegos fueron los integrantes de La Salsativa, con la interpretación de “Madre hay una sola” en ritmo de salsa. Luego vendrían las versiones de bandas y solistas como Ocho Bolas, Sonora de Llegar, Umbría en Kalafate, Poder Guadaña y Demián Rodríguez, reviviendo temas como “No te perdono más”, “Me voy sin despedirme” y “Vete ya”.

Sin duda uno de los momentos más emotivos se vivió con el arribo del bolerista Luis Alberto Martínez al escenario, amigo de Farías y encargado de interpretar uno de los clásicos de la bohemia porteña: “La Joya del Pacífico”, grabada por primera vez por el músico homenajeado.

La presentación fue un adelanto del disco que se encuentran preparando los músicos porteños y con el que se reabrirá el sello discográfico de la Universidad de Valparaíso.

Rockódromo continúa hoy (jueves 7), a las 20 horas en el Teatro Municipal de Valparaíso) con su Noche de Culto, que tendrá como plato fuerte a Aguaturbia (“Alguien para amar”), banda de rock chileno formada en 1968, considerada una de las pioneras en el rock psicodélico en América Latina. Previamente circularán por el escenario bandas emergentes inspiradas precisamente en su estilo musical: Aequo, Chocloneta y Almargen.

Todas las actividades son con entrada liberada. Más información en www.escuelasderock.cl.

Volver arriba