Proyecto de xilografía rescata la flora y fauna en vías de extinción

Treinta láminas de xilografía de fauna terrestre y marina autóctona chilena, manifiestan una problemática ecológica: la extinción de la biodiversidad. “Taxon Lazarus”, de Antón Gacitúa y José Pedreros. El proyecto, que cuenta con apoyo de Fondart Regional, se inaugura el jueves 04 de septiembre, a las 19:30 horas en el Museo de Historia Natural de Concepción.

La xilografía entendida como método primitivo de construcción de imágenes reproducibles, articula de manera simple, método y motivo, se cuaja en la vorágine presente. El Proyecto Taxon Lazarus presenta una serie de estampas de animales nativos y endémicos de la fauna chilena, propuesta desarrollada mediante el método xilográfico , donde ambos, tema y método, reflexionan su condición de extinción frente a nuestro medio.

Proyecto, que cuenta con apoyo de Fondart Regional, se inaugura el jueves 04 de septiembre, a las 19:30 horas en el Museo de Historia Natural de Concepción. Durante octubre, “Taxon Lazaurus” llegará a Museo Internacional de la Gráfica de Chillán.

“Según el informe del Ministerio de Medio Ambiente, en el país existen 830 especies amenazadas, entre flora y fauna. Realidad que se acrecienta. Ante ello, se vuelve urgente generar conocimiento y visibilizar esta problemática, con el fin de generar conciencia en las personas acerca del valor de este patrimonio, siendo este uno de los roles importes del accionar artístico”, argumentaron los artistas visuales responsables del proyecto.

De esta forma, el proyecto se presenta como una propuesta discursiva utilizando la imagen de especies autóctonas en peligro de extinción, confrontándola como una metáfora reciproca, con un método de reproducción de imagen, también en extinción, como lo es la xilografía.

Según expresaron los artistas visuales “Taxon Lazarus” es un aporte gráfico, simbólico y educativo sobre la biodiversidad de nuestra fauna endémica. “Es una propuesta plástica de gran fuerza y riqueza, agresiva y con carácter, de impronta cofrada, sensible al ojo y al tacto, características que no pertenecen al ámbito de lo digital”, añadieron.

Volver arriba