Fondart rescata la ancestral «tuzada» del crin de caballo en Atacama

El desarrollo de las culturas indígenas se está viviendo gracias al proyecto.

El Fondart Regional otorgó 5 millones trescientos cincuenta y siete mil novecientos ochenta pesos al proyecto “El Crin de Caballo”, ejecutado por Edith Cruz Zalazar.

La iniciativa está basada en la cultura de los pueblos originarios, principalmente en las técnicas que se han ido extinguiendo, como es el caso de la «tuzada», la que se trata de cortar el pelo del caballo (crin) y luego recolectar este material para utilizarlo.

Actualmente, seis artesanos rescatan, difunden e intercambian el conocimiento. Se trata de Rodrigo y Claudio Rojas, hijos de collas que viven en la cordillera; el artesano Marcelo Díaz; Galvarino Díaz, quien es “el abuelo” del grupo que vivió y creció con el desarrollo de las prácticas con animales; Manuel Díaz, criado por su abuela colla; y la ejecutora del proyecto Edith Cruz, de quien su madre y abuela fueron pertenecientes a la cultura colla.

“Es un placer tener la posibilidad de juntar la gente y entregar este conocimiento para aportar a nuestra cultura. Nos interesa rescatar y difundir a la comunidad, sobre todo a los más pequeños para que aprendan, porque, por ejemplo, con el crin se elabora la rienda, la silla, entre muchas otras cosas, lo que las personas agradecen porque no existe la necesidad de comprar productos al seguir el sistema antiguo”, expresa Edith.

Durante el año, se realizarán 24 talleres con todo el material recolectado el que incluye la limpieza y confección  de diferentes productos aplicando las técnicas ancestrales, para finalizar cada jornada con una mateada y gastronomía colla.

Cabe destacar que el año 2013, también se realizó el rescate de la cultura colla, pero con el intercambio de conocimientos de las técnicas ancestrales para el curtido de cuero de oveja.

Volver arriba